viernes, 7 de enero de 2011

Los caminos del fín del mundo

Este blog viajero es testigo de que me gustan los caminos enrevesados, que tengo un vicio: Siempre me pregunto donde terminan esos caminos que se retuercen, que se estiran hasta lo que pudiera ser el infinito. También desde la borda de cualquier barquichuela, o de cualquier ferry se da uno cuenta de de lo ancho que es el mundo, de lo lejos que se puede llegar y de cuánto cuesta.

En mi CV viajero hay unos cuantos destinos que para mi han supuesto (cada uno en su momento) un hito, un ¿y ahora que?.

Aquí os dejo una pequeña selección de los lugares que he encontrado al final de las carreteras más largas, todas llevan al fin del mundo, pero solo unos pocos se aventuran a seguirlos, después de conducir miles de horas, de volar, de correr, de comer poco... El hombre sabio se hace de caminos y libros.


Cabo Norte (Noruega)

Hjarbek, cerca de Viborg (Dinamarca)

Skagen, Donde se juntan el Baltico y el mar del Norte (Dinamarca)

Cerca de Svolvaer (Noruega)

Punta Arenas (Chile)

Los Andes cerca de Bariloche. (Argentina)

Glaciar Balmaceda, Seno de ultima esperanza (Chile)

Glaciar Grey, Torres del Payne (Chile)

Lago Pehoe y Torres del Payne (Chile)

En el Ferry que m llevaria a Bodô, (Noruega)

La penúltima vez en Italia

Que mejor manera de volver a abrir este blog que con la bellisima Italia. Hace ya seis meses que anduve por aquella maravillosa tierra. S...